ACTUALIDAD

Campaña "Concilia Con-Sentido". Entrevista a Carlos Marín, presidente de FECIR: "Hay que priorizar la negociación colectiva"

Carlos Marín, presidente de FECIR.

28.09.2020

Carlos Marín conoce a la perfección el mundo empresarial…, y también el familiar. Padre de 3 hijos, es empresario y, además de presidente de FECIR, presidente de la Asociación de Transporte de Mercancías de Ciudad Real, de los Transportistas de Castilla-La Mancha y miembro del Comité Ejecutivo Nacional de la Federación Española de Transporte de Mercancías (FETM).

P: ¿Qué es para usted la conciliación?

R: La conciliación es algo diario, algo necesario…, hay que conciliar, y ahora más que nunca. En mi empresa hay tres nuevos trabajadores que han sido padres, hay personas jóvenes, con hijos…, por eso la conciliación debe ser algo diario, con lo que tenemos que convivir, a lo que nos tenemos que acostumbrar y, desde luego, algo a lo que tenemos que aspirar. Por fin nos hemos dado cuenta de que el tema familiar no debe recaer solo sobre una persona.

Además, reivindico desde aquí que el  coste de la conciliación no lo tenga que asumir la empresa, porque si no tenemos niños vamos a tener un problema con la sociedad, por eso es ella la que debe soportar el coste, porque nuestros hijos tienen que crecer, trabajar, conciliar, generar riqueza…

En Ciudad Real la media es de siete trabajadores por empresa; la mayoría de las empresas tienen un tamaño mediano-pequeño, por lo tanto cuando un trabajador tiene una baja, su labor recae sobre los compañeros, y el empresario es un compañero más; se trata de un coste que no puede soportar la pequeña empresa.

P: ¿Qué le parece la campaña “Concilia Con-Sentido” promovida por el Ayuntamiento de Ciudad Real?

R: Una familia es un equipo, es un trabajo de todos y cada uno debe tener su función. Esta campaña es muy necesaria pero, más que concienciar, hay que normalizar. Cuando las cosas se normalizan, cuando un hombre y una mujer hacen exactamente lo mismo, estamos hablando de normalizar de verdad. Y desde luego, hay que conciliar con sentido común.

P: Desde que comenzó la reciente crisis de la covid-19, la conciliación y el teletrabajo se han impuesto en nuestra sociedad, ¿cree que ha llegado para quedarse?, ¿cómo cree que han vivido padres y madres esta situación de trabajo en casa, sumado al cuidado de los niños o mayores, quienes los tengan?

R: De lo que tenemos que hablar es de rendimiento, porque no se puede teletrabajar en todos los trabajos. Debemos premiar el rendimiento, la productividad y cómo facilitarla, porque no hace falta estar 12 horas en el trabajo, lo que hace falta es saber cómo ser productivos.

Si se puede teletrabajar, pues adelante, pero el teletrabajo no se puede imponer, hay que premiar la productividad, el acuerdo colectivo. Priorizar la negociación colectiva, porque nadie mejor que empresarios y sus trabajadores saben qué se puede hacer de forma presencial y qué no. Es necesario analizarlo sector por sector.

Es cierto que esta crisis nos ha hecho a todos adaptarnos a las videollamadas, con herramientas que apenas utilizábamos; desde luego esto ha venido para quedarse, pero hay que ver dónde y cómo.

P: ¿Qué cree que habría que cambiar respecto a cómo se están haciendo las cosas actualmente en materia de conciliación?

R: Creo que, en general, la mentalidad ya no hace falta cambiarla. Las nuevas generaciones lo entienden más, hay más educación, concienciación al respecto… Está claro que hay que dar la oportunidad de tener una familia a quien quiera hacerlo y que pueda seguir trabajando.

P: ¿Qué hace su empresa por favorecer la conciliación de sus trabajadores y trabajadoras?

R: Nosotros somos transportistas e intentamos que los trabajadores tengan una ruta lo más cómoda posible para pasar por sus casas, darles facilidades…, teniendo en cuenta lo duro que es este trabajo. Mi admiración y respeto por mis trabajadores es enorme y creo que toda la sociedad tenemos que estar agradecidos a los transportistas, porque se han concienciado, en esta crisis actual, de que tenían que salir a la carretera para que al resto de la sociedad no le faltaran los bienes de primera necesidad.

Todos nos hemos concienciado, para el teletrabajo, para la conciliación, para que haya más flexibilidad.

Además, hemos descubierto que para temas de conciliación la España vaciada viene muy bien. Nos hemos  concienciado, nos hemos modernizado de golpe, el tema del teletrabajo, solo para aquellos sitios donde se pueda, sí se puede hacer, para que los sistemas se puedan manejar desde casa.

Y desde luego, es importante que el teletrabajo también permita la conexión con el cliente, con los compañeros, aunque sea a través de las videoconferencias.

P: ¿Cuál es su conclusión final, como empresario?

R: Mi conclusión es que hay que favorecer la conciliación de tus trabajadores, conocerles, tener un trato directo con ellos, sentir empatía; cómo no los vas a entender, si te está pasando lo mismo.

Además tu trabajador es tu principal activo, estás codo con codo con él, sientes una afinidad con él, que está sacando las castañas del fuego. En la pequeña empresa es más difícil conciliar porque hay menos gente para sustituir, pero todos nos conocemos y empatizamos más, y eso ayuda muchísimo.

Las iniciativas de potenciar el teletrabajo y la conciliación familiar son importantes, pero hay que escuchar a empresarios y trabajadores, es fundamental.

VOLVER